José Funes: medio siglo como tesorero del municipio de Junín
Ingresó en junio de 1968 y ha trabajado con más de veinte intendentes. Destaca que nunca recibió una observación de parte del Tribunal de Cuentas. Su hobby tiene una estrecha relación con su profesión.
 
Por Javier Disparti
16 de julio de 2018
Crédito: Javier Disparti / Este Online.
 

En tiempos en que todo es efímero y que los cargos públicos se renuevan constantemente, José “Pepe" Funes cumplió recientemente 50 años como tesorero de la Municipalidad de Junín. El próximo año, cuando culmine un nuevo mandato del intendente Mario Abed, le pondrá fin a sus extensa e interrumpida trayectoria en la función pública.

Funes nació el 26 de enero de 1949, pero por un error administrativo en el Registro Civil fue anotado el 26 de febrero de ese año. Lejos de imaginar que se convertiría en el tesorero eterno de Junín, su vocación por “los números” comenzó en la escuela de Comercio del departamento de Rivadavia.

Una vez superados los estudios del Nivel Secundario, con 18 años de edad fue a buscar trabajo como Perito Mercantil Contable. Al no tener suerte, José recuerda que su primer trabajo fue en una fábrica de aceite de oliva de la reconocida firma Tittarelli, donde estuvo algunos meses.

Un año después, el 24 de junio de 1968, comenzó a escribir su destino como tesorero en la Municipalidad de Junín. “Ingresé al cargo por concurso tras aprobar un examen que el propio intendente Norberto Cippitelli era el encargado de evaluar. Primero entré como cadete y a los quince días me designaron como tesorero”, recuerda Funes.  

Desde entonces, a lo largo de sus 50 años de servicio, trabajó con alrededor de 25 intendentes de diferentes partidos políticos y fue testigo del crecimiento urbanístico del departamento y de muchos episodios trascendentales en la historia política de nuestro país, desde el proceso militar hasta la vuelta a la democracia.

José Funes recuerda que cuando entró a trabajar las llamadas telefónicas se hacían a través de una centralita y que podía pasar media hora para establecer una comunicación a un determinado número. También mencionó que en aquellos tiempos, el alumbrado público era escaso y que había mucha diferenciación entre la zona rural y la ciudad.

Con un perfil bajo y un correcto desempeño al frente del área contable, menciona orgulloso que “nunca recibió alguna observación de parte del Tribunal de Cuentas por algún ejercicio contable en sus cincuenta años como tesorero”. Como clave subraya que “la honestidad y la dignidad siempre ha sido su bandera, tanto en el trabajo como en la relación con los intendentes”.

“Junín ha sido muy agraciado con los intendentes que le ha tocado tener. En los últimos treinta años he observado un crecimiento sostenido tanto en las zonas rurales como en su ciudad cabecera. Hoy, el municipio realiza obras sin dejar de desentender ninguna localidad, siempre con la misión de cumplir con las necesidades de los vecinos”, enfatizó.

Este sentido, Funes destacó la administración de Anselmo Blanco, intendente justicialista en 1973; y las gestiones de los últimos dos intendentes que ha tenido Junín: Dante Pellegrini (del ’87 al 2003) y el radical Mario Abed, quien el próximo año culminará su cuarto periodo al frente de la comuna.

“Con Mario nos une una amistad especial, lo conozco de toda la vida. Aún recuerdo cuando era niño e ingresaba al banco Mendoza de la mano de su mamá, donde yo trabajaba junto a su padre. Hoy, ese ‘gordito’, que me pasaba la plata por la ventanilla, es el intendente y yo su tesorero”, rememoró mientras trataba de ocultar su emoción.

La jubilación, un premio a la vuelta de la esquina

“Cuando Mario (Abed) ganó las últimas elecciones, le prometí que lo iba a acompañar hasta que finalizara su cuarto mandato. Cuando eso suceda voy a dejar la función pública y voy a comenzar a disfrutar de mi jubilación, de mi familia y de un pequeño parral que tengo en mi casa de la calle Lamadrid, de Rivadavia, donde nací y crecí junto a mis hermanas”, mencionó.

Al mismo tiempo, también dejará la presidencia de la Cooperativa de Servicios Públicos de Mundo Nuevo, cargo que ocupa desde hace 18 años. Lo mismo sucederá con la función que cumple como directivo de la Cooperativa Agraria de Productores del Este (CAPE) de Rivadavia.

Sin embargo, José difícilmente pueda dejar su relación con el papel moneda. Como no podía ser de otra manera, el tesorero confiesa que tiene como hobby la numismática. “Tengo una colección importante que me ha acompañado durante gran parte de mi vocación como tesorero”, resaltó Funes al final de la entrevista.

 
 
 
 
Director Editorial Responsable:
Contáctenos
Institucional
Javier Disparti
San Martín (CP5570), Mendoza
+54 (0263) 4419095
Copyright © 2009-2018 ESTE ONLINE | Todos los derechos reservados.