Prevención y promoción de la salud bucodental en una escuela de San Martín

Los niños de la escuela Fray Justo Santa María de Oro fueron controlados por profesionales que se ocupan del programa Aprender con Salud. El programa interministerial está destinado a los alumnos de escuelas públicas.

LUNES 28 DE MAYO DE 2018 | 10:00

(Foto: Gobierno de Mendoza).

 

Alumnos de la escuela Fray Justo Santa María de Oro, de San Martín, fueron sorprendidos por el camión odontológico del programa “Aprender con Salud”. Los controles también incluyeron peso, talla, agudeza visual, revisión de libretas de vacunación y relevamiento de libretas de salud. Este trabajo se viene desarrollando en las escuelas de la provincia para promover y garantizar el derecho a la salud, educación e identidad de los niños de nivel inicial y primario.

La metodología de trabajo consiste en relevar previamente las escuelas que posean algún grado de vulnerabilidad social para facilitar el acceso de los chicos al sistema de salud. Una vez que el equipo- compuesto por médico pediatra, odontólogo, oftalmólogo y agentes sanitarios- se traslada al establecimiento educativo se realiza la revisión.

En esta tarea se efectúan controles de peso y talla y con estos datos se obtiene la valoración nutricional lo que permitirá determinar si los niños están por debajo de su peso, si tienen sobrepeso u obesidad. En tanto en el control odontológico se detectan caries, anomalías en la posición de los dientes, problemas en el desarrollo de los maxilares, mordidas invertidas o trabas dentarias que impiden el crecimiento normal de maxilares.

Pablo Llensa, coordinador del área sanitaria de Salud en San Martín, señaló que “el programa permite detectar problemáticas de crecimiento y desarrollo y saber si los niños se encuentran dentro de los parámetros normales de la curva de crecimiento, si hay problemas de visión que les dificulta el aprendizaje o si necesitan derivaciones para ser atendidos por especialistas”.

En este contexto también se evalúa la periodicidad de los controles o la falta de ellos “siempre invitamos a los padres para que estén presentes, tanto el día del operativo como en los talleres”, dijo Llensa.

La licenciada en Nutrición Marysol Martínez, señaló que el programa tiene una base de promoción de la salud por ello se programan actividades tipo talleres con educación alimentaria nutricional donde se hace hincapié en la alimentación e hidratación saludable, evitando las gaseosas y bebidas azucaradas como así también las golosinas y alimentos ultraprocesados para contrarrestar la problemática del sobrepeso y obesidad.

“Los chicos deberían consumir agua por sobre el resto de las bebidas y dar prioridad a las meriendas compuestas por frutas y verduras por ello fomentamos de a poco la incorporación de alimentos saludables en los quioscos”, remarcó la nutricionista Marysol Martínez.

En tanto, la odontóloga del equipo, Viviana Gómez, manifestó que se pueden evitar las caries y pérdida de piezas dentarias si se detecta el problema a tiempo, como así también aquellas “caritas chatas” con maxilares protruidos, es decir hacia atrás, que modifican mucho el perfil, la estética y función  de los dientes. En este sentido destacó que se trata de llegar a los docentes y a los padres para ir inculcando la prevención y para que esos chicos tengan su boca más cuidada el día de mañana.

En este contexto los profesionales coincidieron en remarcar el valor de las consultas y el hecho de que los padres comprendan la importancia de que un chico sea derivado de manera prioritaria para recibir atención y ejercer su derecho a la salud.

El programa interministerial está destinado a los alumnos de escuelas públicas, chicos de Centros de Desarrollo Infantil y Familiar (Cdiyf) y los de Servicios Educativos de Origen Social (SEOS) y continuará su recorrido por todos los departamentos de la provincia.